viernes, 20 de julio de 2012

Aniversario del oro de Guerrero en Helsinski 1952

Por el 60º aniversario del oro olímpico en remo logrado en Helsinski `52 con su compañero Tranquilo Capozzo -ya fallecido-, Eduardo Guerrero fue recibido por el Secretario Morresi y se mostró ilusionado por el bote de Best-Abalo.

A sus 84 años Guerrero visitó el CENARD y adelantó: “En estos Juegos las pibas del remo van a dar el batacazo. Traen medalla seguro”, sintetizó el sobreviviente de aquella dupla histórica que recién en Atenas 2004, con el oro del fútbol, dejó de ser la última medalla dorada olímpica argentina.

El lunes se cumplirá el 60ª aniversario de la medalla de oro olímpica que ganó la dupla del remo integrada por Eduardo Guerrero y Tranquilo Capozzo en Helsinki `52. Por tal motivo el Secretario de Deporte del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, Claudio Morresi, recibió a Guerrero -de 84 años- en el CENARD y le transmitió su reconocimiento: “Lo quiero felicitar porque usted es una historia grande del deporte”. A lo que Guerrero, además de repasar aquella hazaña olímpica, contestó: “Yo lo felicito porque lo veo muy bien encaminado y con dominio de la situación. Fue muy importante el mejoramiento de la pista de remo”.

“En mi época no teníamos el respaldo que tienen hoy los deportistas. Nuestro bote estaba lleno de parches y terminó cruzando la raya atado con alambre. Nosotros no corrimos para ganar, corrimos con miedo de perder por la rotura del bote que por suerte fue arreglado por el carpintero del equipo ruso. Ese día fue muy gracioso, los rusos nos vieron desvalidos con nuestro bote y al final ellos terminaron segundos, detrás de nosotros. Hoy es distinto, los deportistas argentinos tienen apoyo del Estado, están mucho más asistidos y eso es extraordinario. Se nota un importante avance”, señaló Guerrero, sobreviviente de aquel histórico doble par de remos sin timonel (Capozzo falleció en 2003, a los 85 años).

“El carpintero ruso reparó nuestro bote de manera increíble, a él también le debemos aquella medalla dorada. Cruzamos la raya a 28 remadas y recuerdo con gran orgullo una nota de una revista inglesa: ´El bote argentino fue el mejor de los Juegos, hizo una brillante exhibición´. Esto quiere decir que a pesar de las dificultades fuimos buenos ganadores”, precisó para deportes.gov.ar esta gloria del deporte argentino, protagonista de la única medalla de oro olímpica del remo y de la última dorada ganada por Argentina hasta los Juegos de Atenas 2004.

“Por 52 años Argentina no ganó otra medalla de oro en Juegos Olímpicos, menos mal que el fútbol y el básquetbol anduvieron muy bien y fueron campeones en Atenas porque siempre me llamaban para que recuerde mi logro por ser el último de nuestro país y eso era un poco triste. Ahora me parece que el seleccionado de básquetbol sigue bien, aunque tiene una zona difícil. Ese es un deporte que me gusta mucho y siento mucho respeto por sus jugadores, no hay que perder la confianza. Esos muchachos van a poner todo, ellos saben el honor que representa defender a la Argentina”, analizó Guerrero.

“Best y Abalo traen medalla seguro”

La frase le pertenece nada menos que a él. Hombre con experiencia curtido en el deporte, especialista en remo y gran conocedor de lo que representa un Juego Olímpico. “En estos Juegos Gabriela Best y Laura Abalo en el doble par van a dar el batacazo. Estas pibas del remo traen medalla seguro, van a dar la sorpresa”, aseguró sin dudar un instante Eduardo Guerrero.

“Ellas lo hacen caminar muy bien al bote, estoy confiado de que pueden arrimar. Habrá sólo 10 competidores en esta especialidad y a mí me parece que las pibas prenden la lamparita y llegan adelante, una medallita van a ganar”, remarcó este hombre que el próximo lunes festejará los 60 años de ese gran logro olímpico en su Salto Argentino natal (provincia de Buenos Aires), donde le realizarán distintos homenajes.

El Museo Itinerante sigue su marcha

“Yo sigo recorriendo los colegios con mi museo itinerante en el que se proyectan imágenes del deporte olímpico, nacional e internacional, además de mostrar nuestro turismo, y brindar una charla capacitadora sobre educación deportiva y ecología. Este es un Museo Olímpico Rodante que viene recorriendo el país desde aquella travesía que hice entre los últimos meses de 2002 y principio de 2003, cuando remé desde Puerto Iguazú al Puerto de Olivos, haciendo escala en ciudades para mostrar esta exposición fílmica y dialogar con los jóvenes”, explicó Guerrero quien realizó aquella travesía para celebrar los 50 años de la medalla de oro en Helsinki.

En esa oportunidad el remero desafió a la naturaleza arriba de su bote y hasta estuvo internado algunos días para reponerse de una indisposición en pleno trayecto. Los interesados en invitar al olímpico a su escuela o centro barrial deben comunicarse al 4761-2686. “Es una experiencia distinta para los jóvenes, los ayuda a entender un poco más sobre algunas cuestiones”, afirmó el ex remero con tono docente.

Un Guerrero de “deportes.ar”

Uno de los primeros números de la revista “deportes.ar” (publicación redactada por el Departamento de Prensa de la Secretaría de Deporte), mostró a Eduardo Guerrero en la tapa junto al futbolista Andrés D`Alessandro, como adelanto de los Juegos Olímpicos de Beijing 2008. Juntos, uno de los ganadores del oro en 1952 y uno de los integrantes del plantel que rompió la sequía 52 años después. “El pibe también tiene su medalla de oro olímpica. Qué linda charla que tuvimos aquella tarde, D`Alessandro es un chico modelo, con una educación y un respeto extraordinario”, opinó el deportista destacado en los años 50.

“Me gustaría darles un mensaje a través de esta nota a los olímpicos que irán a Londres. Que traten de representar al país lo mejor que puedan, siempre con honestidad, que traten de ganar con total limpieza, sin artilugios y que den un ejemplo de nobleza y educación deportiva. Esa es la mejor imagen para nuestro país, ellos son embajadores en esta justa deportiva que es la más importante del mundo”, afirmó.

Y mientras Guerrero conversaba con deportes.gov.ar sobre anécdotas y distintos temas del deporte de actualidad se lo comunicó con otro grande y la sorpresa fue mutua.

-¡Hola, Negrito querido!, saludó Guerrero al ex maratonista multicampeón Osvaldo Suárez, quien se sorprendió gratamente del otro lado de la línea. Conversaron por largo tiempo y al cortar el ex remero sólo dijo: “Osvaldo fue un gran atleta y lo más importante de todo es que es una persona noble. Lo tengo muy presente. Le mandé un gran abrazo antes de la nueva operación de cadera que le van a realizar. Seguro va a salir todo bien”.

Fuente: Prensa Secretaría de Deporte de la Nación

No hay comentarios:

Publicar un comentario